Debido a su elevada área específica, el carbón activado es capaz de retener muchas moléculas de otras sustancias en su interior, pudiendo alojar estas moléculas en su gran superficie interna; en otras palabras, el carbón activado es un material con gran capacidad de adsorción. El carbón activado se utiliza para la filtración, purificación, desodorización y decoloración de fluidos.Bajo el microscopio, los carbones activados están formados por una serie de túneles que se hacen cada vez más pequeños, lo que les permite «atrapar» los contaminantes del aire. Esta estructura permite una superficie específica muy elevada, incluso de hasta 2500 m²/g, dividida técnicamente en macroporos (>500 Angstrom), mesoporos (20-500 Angstrom) y microporos (0-20 Angstrom).

Tipos

Nuestra empresa puede ofrecerle varios tipos de carbón, desde polvo hasta copos granulados:

  • ACFINDPOR es la marca de carbones activados en polvo de Brofind. Las elevadas características de adsorción, conseguidas gracias a su gran pureza, hacen que el producto sea especialmente adecuado para esta aplicación.
  • ACFINDBIT corresponde al carbón activado en copos de diferentes tamaños de partícula. Su alta resistencia los hace aptos para la reactivación.
  • ACFINDZ equivale a carbón activado en cilindros. Está disponible tanto en forma vegetal como mineral. Este tipo de carbón también puede regenerarse con vapor o gas.

Características y ventajas ofrecidas

  • decoloración, por ejemplo, en la industria alimentaria;
  • tratamiento de la intoxicación como adsorbente de toxinas;
  • tratamiento de aguas residuales industriales;
  • la depuración del agua, por ejemplo, en los acueductos;
  • recuperación de disolventes;
  • apoyo a los catalizadores;
  • tratamiento del aire (por ejemplo, en los filtros de la cabina, para reducir las posibles molestias por olores del aire exterior);
  • eliminación de antibióticos y fungicidas en los acuarios, tras un tratamiento de la duración prevista (a menudo de 2 a 4 semanas).

Regeneración

La acumulación de contaminantes en la superficie del carbón activado conduce a una pérdida gradual del poder de adsorción hasta anularlo. En este punto, el carbón activado gastado debe ser reemplazado o regenerado mediante un proceso de regeneración o reactivación que hace que el carbón recupere sus propiedades de adsorción. La regeneración puede tener lugar por:

  • métodos químicos, o con reactivos químicos que oxidan las sustancias orgánicas adsorbidas, o con disolventes que provocan su extracción;
  • flujo de vapor o gas inerte (normalmente nitrógeno) a temperaturas relativamente altas (150 – 220 °C) para la desorción de los compuestos orgánicos volátiles (COV) adsorbidos;
  • procesos de regeneración biológica;
  • procesos térmicos (reactivación), realizados mediante el calentamiento del material en hornos rotatorios con atmósfera controlada (para no oxidar el carbón) a temperaturas de 800-900 °C, provocando la pirólisis de las sustancias adsorbidas.

El método más eficaz es el último mencionado, es decir, la reactivación térmica a altas temperaturas (850 – 2500 °C), pero implica la pérdida de parte del carbono tratado.

 

Servicios prestados

Elegir Brofind significa:

  • Servicio de atención y asistencia al cliente las 24 horas del día.
  • Imparcialidad en la recomendación de la tecnología propuesta, gracias a las diversas tecnologías de reducción que posee Brofind.
  • Experiencia desde 1993 en el diseño y realización de instalaciones de reducción.

Consulte la página de Servicios de Brofind para comprender mejor cómo apoyamos a nuestros clientes a lo largo del ciclo de vida del producto.